Después de dos embarazos, esta atleta retoma su entrenamiento. Pero nota algo muy extraño

Cuando la corredora profesional Stephanie Bruce decidió tener hijos, suspendió temporalmente su rutina de entrenamiento. 

Youtube / Inside Edition

Al poco tiempo, su sueño de formar una familia se hizo realidad. En un período de 15 meses dio a luz a dos niños. 

Youtube / Inside Edition

Pero los embarazos causaron estragos en su cuerpo. Estaba acostumbrada a mostrar sus esculturales músculos abdominales; sin embargo, después de los partos se sentía insegura de mostrar su vientre. 

Stephanie tenía claro que algo iba mal. Se le había formado un hueco en el músculo que rodeaba a su ombligo. 

Youtube / Inside Edition

"Le llamo el Gran Cañón", dice bromeando. "Puedo enterrar más de dos dedos en mitad de mi abdomen".

Youtube / Inside Edition

Stephanie retomó su entrenamiento a los 32 años, pero no se sentía nada bien. Le costaba mucho trabajo correr y notaba que su condición física era bastante mala. Y para colmo de males, tenía que ir al cuarto de baño constantemente debido a su enfermedad. Stephanie se avergonzaba de su cuerpo posparto. 

Youtube / Inside Edition

El médico le diagnosticó diástasis de rectos abdominales, una enfermedad provocada por la separación de los músculos durante el embarazo, que se produce para dejar suficiente espacio para que el bebé crezca.

La enfermedad dejó a Stephanie una cavidad muy flácida en mitad de la barriga. 

Youtube / Inside Edition

La mayoría de las mujeres simplemente cubrirían los surcos de su vientre, pero la carrera de Stephanie requería de una ropa específica que dejaba al descubierto esa zona. Ella siguió entrenando muy duro para lograr su sueño de clasificarse para las Olimpiadas.

Así que en lugar de ocultarlo, Stephanie decidió hacer exactamente lo contrario: empezó a publicar fotos de su vientre posparto en las redes sociales. 

Youtube / Inside Edition

"Debería haber un club secreto de mujeres con el mismo problema. Si no tienes a nadie con quien hablarlo, tampoco tienes idea de por qué tu piel está tan flácida y a qué se deben los dolores en la parte baja de la espalda", explicó Stephanie.

Youtube / Inside Edition

Stephanie mantiene un registro en Internet de su intentos por recuperar la estructura de los músculos de su abdomen. Lamentablemente, no todas las reacciones que han suscitado las fotos son positivas. 

Youtube / Inside Edition

"Muchos comentarios se parecen al siguiente: 'Muy bien. Su vientre se ve así. Pero ¿por qué se lo muestra a todo el mundo? ¿Acaso no puede cubrirlo?'".

Su entrenador considera que la actitud de Stephanie puede motivar a los demás: "Estoy seguro de que hay muchas mujeres que están luchando contra el mismo problema que Stephanie, pero lo mantienen en secreto. Stephanie, en cambio, ha sido muy valiente al mostrar esta alteración abiertamente".

Youtube / Inside Edition

"No importa cómo te veas. Lo importante es cómo te sientas, qué tan fuerte seas internamente y sentirte seguro contigo mismo y con tu piel", dijo Stephanie. 

En este vídeo (en inglés) puedes obtener más información sobre la historia de Stephanie Bruce: 

Las expectativas fabricadas por los medios para que las mujeres luzcan como si nunca hubieran estado embarazadas son completamente irreales y están basadas en ideas dañinas y superficiales acerca de la belleza. Quizás si más mujeres como Stephanie hablaran abiertamente sobre el tema y llevaran sus arrugas y estrías con orgullo, el resto de la sociedad por fin se daría cuenta de lo bellas que son en realidad.

Créditos:

Little things

Comentarios

Más de Nolocreo